La dieta del ajo para perder peso de manera saludable

La dieta del ajo, hará que pierdas peso gracias a las propiedades que tiene el ajo, tales como diuréticas, expectorantes y estimulantes, que favorecen el control de peso, además de sus otras funciones contra enfermedades respiratorias y virales; por este motivo, esta hortaliza es muy buscada para usarlo como suplemento dietario en donde se debe consumir crudo para ayudar a perder peso.

dientes-ajo

Entre las propiedades del ajo, encontramos que ayuda a reducir los niveles de colesterol, triglicéridos, tiene propiedades antioxidantes y potencia nuestra respuesta contra virus y bacterias, ubicándose en la lista de los antibióticos naturales y depuradores de la sangre.

Quizá te pueda interesar: Alimentos que te llenan de energías

Dentro de la dieta del ajo existe una gran variedad de recetas que van de acuerdo al uso específico, por lo tanto te damos tres que pueden ayudarte en el propósito de rebajar algunos kilos.

Primera Receta: Debes prepara en la noche un diente grande de ajo picado reposando en una taza de leche y déjalo reposar hasta el día siguiente; por la mañana, sin haber probado bocado, bebe la mezcla. La leche ayudará a eliminar, o al menos reducir, el mal olor del ajo.

Segunda Receta: Durante las ayunas, pela y traga un ajo con ayuda del vaso de leche como si fuera una cápsula; otra opción es tragarlo solo con agua y enseguida masticar y tragar hojas de perejil para contrarrestar el fuerte olor; asimismo, se dice que si picas el ajo en diminutas láminas el olor se reduce notablemente.

Tercera Receta: Debes beber durante el desayuno, almuerzo y cena, una bebida de ajo acompañado de un vaso con agua antes de los alimentos durante 12 días.

Debes saber que todas estas recetas, a excepción de la número 3, deben ser consumidas por un periodo de 15 días seguidos con descansos de una semana a fin de que el organismo tenga oportunidad de recuperarse de sus efectos antibióticos.

La bebida de ajo es una solución que la debes preparar según la siguiente receta:

Debes triturar 350 grs de ajos, se incorpora ¼ litro de aguardiente, y se deja alrededor de 10 días en el refrigerador; luego se cuela, y se lo deja reposar y refrigerar por dos días más; esta bebida debe ser consumida con precaución teniendo muy en cuenta que la distribución diaria no debe ser aumentada.

Una vez listo, se procede a utilizar como sigue:

Día 1

  • Desayuno: 1 gota.
  • Almuerzo: 2 gotas.
  • Cena: 3 gotas

Día 2 al 6

  • Se aumentará de a una gota por comida, hasta llegar a la cena del día 6 con 18 gotas.

Día 7 al 12

  • Se irán bajando de a 1 gota, comenzando el día 7 con 17 gotas hasta llegar al almuerzo del día 12 con 1 sola gota.
  • En la cena de este día se tomarán 25 gotas de esta bebida de ajo.

Debes de tener en cuenta que para todos los casos, estas recetas solo funcionan si se acompañan de ejercicios, incremento en el consumo de agua y reducción o eliminación de las grasas saturadas como las frituras; además, al consumir ajo el cuerpo empezará a sudarlo, haciendo difícil pasar desapercibido.

Quizá te pueda interesar: Alimentos que debes comer antes de ejercitarte

También es necesario que tengas presente que no deben comerlo las mujeres lactantes, ya que altera la calidad de la leche y puede causar que los niños les duela el estómago o los intestinos; deben evitarlo las personas que sufren de dolores de cabeza y biliosidad; si tienes alguna duda antes de aplicar esta dieta, consulta a tu médico.

Leave a Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.