La afectiva dieta del durazno

La dieta del durazno es una excelente opción para perder algunos kilos en forma efectiva, rápida, sana y nutritiva; el durazno o melocotón posee múltiples vitaminas y minerales, que te pueden ayudar a perder peso naturalmente, comiendo un alimento fresco y sabroso.

dieta-durazno

Todas sabemos que las frutas son consideradas alimentos fuente de vitaminas, minerales y fibra soluble ideal para perder peso, para tratar hipercolesterolemia e hipertrigliceridemia, entre otras afecciones, por ello utilizarlas es una alternativa sana y natural.

Quizá te pueda interesar: Matt Bradley y Hannah perdieron 60 kilos para su boda

Las propiedades que posee el melocotón para perder peso naturalmente se ha podido implementar la dieta del durazno para adelgazar.

Los nutrientes que tiene el durazno o melocotón son:

  • Calcio
  • Fósforo
  • Potasio
  • Magnesio
  • Vitamina C
  • Ácido fólico
  • Betacarotenos
  • Vitamina A
  • Luteína
  • Vitamina E
  • Vitamina K
  • Tiamina
  • Bioflavonoides
  • Niacina
  • Selenio

El fósforo que poseen los duraznos es esencial para la salud de huesos y dientes, ya que el fósforo ayuda a la efectividad del calcio en la formación ósea.

La vitamina A estimula el sistema inmune, protege el sistema reproductivo y protege la visión.

Mientras que el potasio actúa sobre la función cardíaca y los tejidos musculares, previene la fatiga muscular y alienta el buen funcionamiento del sistema nervioso central.

Esta deliciosa fruta es rica en luteína; este caroteno revierte el daño producido por estrés y reduce el daño en la vista producido por la edad.

Tanto la pulpa como la cáscara del durazno poseen propiedades antioxidantes que combaten los radicales libres y protegen al organismo del envejecimiento celular y los efectos nocivos de muchas enfermedades.

El durazno contiene compuestos fenólicos y carotenos, que ayudan a combatir el cáncer; estos elementos tienen propiedades capaces de combatir tumores como los del cáncer de mamas, cáncer de pulmón y cáncer de colon.

Los duraznos ayudan a mantener una piel lozana y saludable, y la protegen de las radiaciones ultravioletas.

El durazno contiene betacarotenos, que son transformados en vitamina A en el organismo, juegan un rol importante en la salud de los ojos, previniendo enfermedades de la vista.

Los duraznos contienen componentes bioactivos que ayudan a combatir la obesidad colaborando a evitar desórdenes del metabolismo.

Además los duraznos contienen ácido ascórbico y zinc, dos elementos fundamentales para las defensas y el sistema inmune; también ayudan a la generación de los tejidos heridos y a combatir infecciones.

El menú de la dieta del durazno para perder peso paso a paso, podrás escoger entre las opciones como más te guste:

Desayuno:

  • 1 taza de té o café con leche descremada, 1 durazno fresco, 2 galletas integrales con queso dietético.
  • 1 taza de té o café con leche descremada, 1 vaso de zumo de melocotón, 1 tostada de pan integral con dulce dietético.
  • 1 taza de té o café, 1 durazno fresco, 1 yogur descremado.
  • 1 taza de leche descremada con cereales sin azúcar, 1 vaso de zumo de melocotón.
  • 1 taza de té o café, 2 galletas integrales, 1 yogur descremado mezclado con trozos de durazno.

Mediodía:

  • 1 melocotón fresco o en zumo.

Almuerzo:

  • 1 vaso grande de agua, 1 porción de carne de ternera desgrasada, con 1 porción de arroz integral, 1 melocotón fresco.
  • 1 vaso grande de agua, 1 porción de pescado a la parrilla, con 1 porción ensalada apio, lechuga y tomate, 1 taza de ensalada de frutas (que contenga melocotón).
  • 1 vaso grande de agua, 1 pechuga de pollo al limón con 1 taza de puré de calabaza, 1 durazno fresco.
  • 1 vaso grande de agua, 1 porción de lentejas con salsa de tomate casera.
  • 1 vaso grande de agua, 1 porción de ensalada de alcachofa, atún, espárragos, zanahoria rallada. 1 taza de ensalada de frutas.

Merienda:

  • 1 melocotón fresco o en zumo.

Quizá te pueda interesar: Cómo preparar muesli para perder peso

Cena:

  • 1 taza de sopa de verduras dietética, 1 omelete de queso, 1 durazno fresco.
  • 1 taza de sopa de verduras dietética, 2 porciones de budín de espinaca, 1 taza de ensalada de frutas.
  • 1 taza de sopa de verduras dietética, 1 porción de panache de verduras, 1 durazno fresco.
  • 1 taza de sopa de verduras dietética, 1 pechuga de pollo con un tomate partido al medio, condimentando con aceite de oliva, vinagre de manzana, sal, ajo y perejil, 1 melocotón fresco.
  • 1 taza de sopa de verduras dietética, 1 porción de spaghetti con salsa de tomates casera, 1 taza de ensalada de frutas.