3 recetas de almuerzos con lechuga

Si no sabes que receta saludable preparar para tu almuerzo dietético, prueba estas 3 recetas de almuerzos con lechuga que amarás.

Las dietas muchas veces nos obligan a dejar las comidas deliciosas de lado. Sin embargo, aún quedan comidas que puedes disfrutar como si estuvieras fuera de una dieta. Prueba estas 3 recetas de almuerzos con lechuga si te apetece comer algo saludable y delicioso.

Nidos de lechuga caribeños

Ingredientes para la ensalada

  • ½ cebolla morada
  • 4 tazas de lechuga romana (200 g)
  • 2 mandarinas grandes
  • 1 pimiento rojo grande
  • 1 taza de alubias negras (100 g)
  • 3 cucharadas de aceite de oliva (45 ml)
  • 2 cucharadas de azúcar moreno (30 g)
  • 2 cucharadas de jengibre en polvo (30 g)
  • 1 cucharada de salsa de soja sin sal (15 ml)
  • 2 pechugas de pollo medianas, sin hueso

Ingredientes para el aderezo

  • 1 mango
  • 1 cucharada de miel (25 g)
  • ½ cucharada de sal (5 g)
  • 2 cucharadas de aceite de oliva (30 ml)
  • 1 cucharadita de comino en polvo (5 g)
  • ½ cucharadita de cilantro en polvo (2,5 g)
  • 3 cucharadas de jugo de limón  (45 ml)
  • ½ cucharadita de pimienta de cayena (2,5 g)

Quizás te interese: 3 recetas con semillas para una buena digestión

Preparación

  1. Para preparar esta receta, necesitarás adobar con anticipación las pechugas de pollo ya que estas necesitan dejarse marinando un tiempo de, por lo menos, 30 minutos (aunque es preferible dejarse una noche entera).
    Para ello, deberás colocar en una bolsa plástica con cierre hermético las pechugas junto con la soja, el jengibre, el azúcar moreno y el aceite de oliva. Comprueba que la bolsa está bien cerrada al vacío y procede a mover los ingredientes dentro, de tal forma que las pechugas queden lo suficientemente impregnadas. Seguidamente, lleva al refrigerador.
    Una vez tengas la carne marinada, puedes continuar con la preparación.
  2. Cocina las alubias negras según tu costumbre. 
  3. Pela y corta en tiras la cebolla. Al terminar, coloca las tiras en un bol con agua. Reserva.
  4. Para preparar el aderezo: pela el mango y haz un puré con este. Añádele el zumo de limón, la miel, el comino, el perejil y la cayena y mézclalo todo con un batidor de mano. Mientras bates, agrega, poco a poco, un chorrito de aceite de oliva.
  5. Comprueba la sazón del aderezo y rectifica si es necesario.
  6. Ahora procederás a cocinar las pechugas de pollo: colócalas en una sartén antiadherente, a fuego medio. Deja que se cocinen por ambos lados y, una vez estén listas, retíralas del fuego para que reposen a temperatura ambiente.
  7. Corta las pechugas en cubos pequeños.
  8. Escurre el agua de trozos de cebolla que habías dejado reservado anteriormente.
  9. Lava y escurre la lechuga. Dispón de sus hojas en un plato, con la parte cóncava hacia arriba, y añade un poco de aderezo. Luego, agrega unos cuantos cubos de pollo, trozos de cebolla y pimiento, gajos de mandarina y las alubias negras. Vierte otro poco de aderezo

Nidos de lechuga con pollo, garbanzos y aguacate

Ingredientes

  • 4 tazas de lechuga (200 g)
  • 1 aguacate
  • Aceite de oliva (al gusto)
  • Hojas de albahaca fresca.
  • 3 puerros grandes
  • 2 tazas de garbanzos (200 g)
  • El zumo de medio limón
  • Condimentos: sal y pimienta negra
  • 2 pechugas de pollo medianas, sin hueso
  • Opcional: 1 taza de quinoa (100 g)

Preparación

  1. Cocina los garbanzos según tu costumbre.
  2. En una olla a fuego medio, coloca las pechugas de pollo a hervir en agua.
  3. Cuando el agua alcance su punto de ebullición, baja un poco la llama y deja que el pollo se cocine durante 20 minutos más.
  4. Una vez haya pasado el tiempo, retira la olla, apaga el fuego y escurre el pollo con ayuda de un colador. Deja que se enfríe a temperatura ambiente durante unos minutos.
  5. Desmenuza el pollo en tiras finas.
  6. Aparte, separa y lava bien las hojas de la lechuga. Colócalas en un plato con la parte cóncava hacia arriba.
  7. Para el aderezo: pela el aguacate y mézclalo con el zumo de limón y los condimentos.
  8. Corta los puerros y las hojas de albahaca fresca en trozos pequeños (no demasiado gruesos).
  9. Rellena cada hoja de lechuga con pollo, garbanzos y vierte suficiente aderezo por encima. Finalmente, añade un poco de puerro y albahaca.
  10. Sirve y disfruta.

Tacos de lechuga rellenos

Ingredientes para seis porciones

  • 6 hojas de lechuga verde limpias
  • 300 gramos de carne de res o cerdo molida o troceada
  • 1 cebolla grande cortada en brunoise
  • 4 tomates cortados en brunoise y sin semilla
  • 1 pimiento cortado fino
  • 3 ajos majados
  • 1 taza de cebollín cortado fino
  • Chile picante o picante en salsa (al gusto)
  • 1 cucharada de comino molido (8 g)
  • ½ taza de pasta de tomate (100 ml)
  • 4 cucharadas de aceite (60 ml)
  • 1 tomate cortado en rodajas
  • Un aguacate
  • 1 taza de queso gouda rallado (200 g)
  • Sal y pimienta al gusto

Preparación

  1. Para empezar, limpia y seca muy bien las hojas de lechuga.
  2. En primer lugar, en una olla a fuego alto, coloca el aceite. A continuación, añade la cebolla y el cebollín y deja cristalizar.
  3. Después, agrega a la olla o sartén la carne junto con el comino molido y el ajo majado.
  4. Cuando la carne comience a cambiar su color, incorpora el resto de los vegetales.
  5. Después, coloca la pasta de tomate y deja que la preparación alcance su punto de ebullición. No obstante, si quieres una carne con consistencia de salsa, añade ½ taza de caldo de carne o de vino tinto.Por último, salpimentar.
  6. A continuación, tritura el aguacate hasta obtener una pasta y añádele un toque de sal, aceite de oliva y pimienta.
  7. ¡Ahora a emplatar! Para empezar, coloca una hoja de lechuga en un plato y sobre ésta dos cucharadas de la carne de cerdo, rebanadas de tomate, guacamole y un poco de queso rallado. Por último, enrolla las hojas y a comer.

Recuerda que antes de que cambies algo en tu dieta, debes de conversar con tu nutricionista sobre ello. Estas fueron 3 recetas de almuerzos con lechuga.