El poder de la cebolla para prevenir el Cáncer

La cebolla es una hortaliza, un bulbo redondeado de color blanquinoso, pero existen algunas variedades con tonalidades lila más o menos intensas, que presenta diversos beneficios para la salud.

La cebolla es conocida como uno de los principales ingredientes para el aderezo. Presenta un sabor fuerte y ácido, además de un olor intenso. Muchas personas no la ingieren por estas características, pero es importante considerarla en la alimentación por los diversos beneficios que ofrece para la salud, en especial si se consume cruda.

La cebolla es rica en diversas vitaminas (A, B1, B2, B3 y C) y minerales (hierro, calcio, potasio, fósforo, magnesio y sodio), nutrientes importantes para mantener un cuerpo saludable y prevenir algunas enfermedades.

cebolla_cáncer

Te puede interesar: Los beneficios de dejar de fumar y como lograrlo

Todos los tipos de cebolla pueden parecerse desde el punto de vista nutricional, pero existen algunas pequeñas diferencias entre los tipos, muy sutiles. Por ejemplo, la cebolla blanca contiene mayor cantidad de calcio y la roja es más rica en betacaroteno. Otro punto que se puede destacar es el valor calórico de cada una, la blanca presenta 31,5 Kcal en 100 g, mientras que la roja presenta 34 Kcal.

La cebolla también es una óptima aliada para las personas que están en dieta, sea para reforzar la salud o para ayudar en el adelgazamiento. Su alto contenido en fibra mejora el tránsito intestinal y ayuda a eliminar toxinas, evitando la retención de líquidos. Además de dar mayor sensación de saciedad.

Adicionalmente, la cebolla consumida junto con el ajo es capaz de reducir la formación de cálculos biliares.

Sobre su poder para prevenir el cáncer

La cebolla contiene una sustancia (la quercetina) que reduce el tamaño y la proliferación de lesiones pre cancerígenas. En un estudio realizado por investigadores del hospital Johns Hopkins Medicine, en EE.UU., se comprobó que la quercetina puede ser una aliada para combatir lesiones (pólipos) pre-cancerígenas en el intestino.

La quercetina es un antioxidante del tipo flavonoide, similar al encontrado en alimentos como las uvas o el té verde. Al finalizar el estudio, se observó que el número de pólipos que se desarrollaron en las participantes se redujo en 60% y que el tamaño promedio de ellos también sufrió reducción de aproximadamente 50% En otro estudio realizado en Italia, los investigadores afirman que quien come una cebolla durante la semana, reduce en hasta 14% la probabilidad de desarrollar cáncer.

Te puede interesar: 7 tips para obtener un abdomen plano

Y esa protección es directamente proporcional a la cantidad que se consume, es decir, a más consumo, mayor poder anti cancerígeno. Son los compuestos azufrados de la cebolla que parecen ser los responsables de la lucha contra la aparición de células cancerosas en el estómago. Y su contenido en ácido gálico, podría ayudar también en el tratamiento de cáncer de pulmón.

Cómo consumir las cebollas

  • Se pueden consumir en todo tipo de preparaciones, desde ensaladas, se usan principalmente como ingrediente de aderezos, se pueden preparar sopas, caldos, etc. Pero debería ser consumida de preferencia cruda, ya que la cocción destruye sus componentes benéficos para la salud.

Cómo hacer que no pique la cebolla

  • Se deja la cebolla en maceración con aceite de oliva durante la noche, lo que le hace perder su acritud. Lo mismo si se deja remojando en agua con un poco de jugo de limón durante unos minutos.
  • La ventaja de estos dos procedimientos es que evita que la cebolla pique y no afecta sus componentes.

Contraindicaciones

  • La cebolla está contraindicada a las personas que sufren de flatos (gases). Los de sus componentes le otorgan esta propiedad flatulenta: el bencil-isotiocinato y el xilitol.
  • Tampoco se aconseja su consumo por personas con acidez de estómago.

Recuerda, consume la cebolla de preferencia cruda, para mantener sus propiedades, su sabor algo fuerte y picante puede perderse un poco remojándola en agua con un poco de jugo de limón.

Ahora que sabes los beneficios que tiene la cebolla para prevenir el cáncer, ¿Te animarás a consumirla más seguido?

Sobre la autora:

  • Luciana Oliveira
  • Lic. Nutrición y Dietética
  • CNP 4555
  • Evaluación nutricional integral
  • Para consultas: lucianakoliveira@hotmail.com

Artículos Relacionados

Leave a Comment