La dieta japonesa, para bajar de peso y mejorar la salud

La dieta japonesa está basada en el consumo de arroz, verdura y pescado; pero además de la gastronomía, podemos adoptar sus hábitos de vida: meditación, paseos y disfrutar de las cosas sencillas.

bandeja-sushi

La dieta japonesa es el consumo de alimentos frescos, platos en pequeñas cantidades, bebidas vegetales, arroz, pescados, son sencillas delicias de las que podemos aprender y que nos pueden ayudar para perder unos kilos.

Quizá te pueda interesar: ¿Como se prepara el Té verde para Adelgazar?

Según las estadísticas en Japón la gente vive más tiempo; y la clave no solo está en la dieta, que es fundamental gracias a delicias como el teriyaki o el sushi; si no también en sus hábitos de vida; a pesar de ser una población muy orientada al trabajo, saben disponer de estrategias para descansar, para disfrutar de la naturaleza, practicar la relajación y asumir pequeños y saludables hábitos de vida en su día a día.

Otro dato interesante es que solo el 3% de la población femenina presenta tasas de obesidad; los nipones lo logran al seguir unas pautas muy sencillas que podrás conocer en este artículo.

En Japón, las personas consumen alimentos siempre frescos y en porciones reducidas; esto quiere decir que los platos se caracterizan por la calidad y no la cantidad; es decir, nada de comida industrial o alimentos preparados que calentar en el microondas, nada de harinas refinadas, comidas grasas; solo alimentos frescos y naturales.

También debes saber que ellos comen despacio y con complacencia; se degusta cada bocado sin prisas disfrutando al máximo de los platos; jamás se llega al empalago, se esmeran en la presentación y en el juego visual de los alimentos; no solo se come con el estómago, también con la vista.

Las personas de Japón no consumen lácteos; tampoco son muy aficionados al pan o las carnes; se inclinan más por los arroces, las verduras, y el pescado; la fruta muy fresca también es esencial, y siempre en porciones pequeñas.

La comida más importante del día para los japoneses es el desayuno; inician el día con unos platos muy variados que van desde vegetales, arroz, sopas, huevos y la bebida imprescindible, té verde.

Los alimentos básicos en la dieta japonesa para adelgazar son:

  • Arroz: Es básico; pero eso sí, a ser posible siempre integral.
  • Fideos: Entre las especialidades japonesas, existen platos ideales para incluir en nuestra dieta oriental, cómo los udon, somen, ramen, soba; tienen diferentes medidas y están elaborados con diferentes tipos de trigo muy saludables y apenas disponen de carbohidratos; muchos de ellos son también aptos para celíacos. Una opción saludable que bien merece la pena probar.
  • Frutas: Los ideales son las manzanas Fuji, el caqui y las mandarinas.
  • Pescados: Tales cómo la caballa o el salmón
  • La soja, el mijo, el tofu: Todos son ricos en calcio y proteínas, unas alternativas a los lácteos tan beneficiosas como saludables, que son ricos además en antioxidantes, reducen el colesterol malo y previenen la diabetes.
  • Té verde: La bebida que debes de tener siempre contigo.
  • Vegetales: Berenjenas, brotes de soja, judías rojas, setas, coles, jengibre, calabazas, patatas, brotes de bambú, rábanos y algas marinas.

Quizá te pueda interesar: Los beneficios de la Vitamina A en nuestro organismo

Ejemplos de menú para la dieta oriental para bajar de peso:

  • Desayuno: Una mandarina; una taza de caldo de miso, se compone de caldo de bonito, tofu, algas, miso y una cebolleta; y acompañado de una taza de té verde.
  • Almuerzo: Un bol de sushi, acompañado de salsa de soja; una taza de fideos con setas; una manzana; una taza de té verde.
  • Cena: Surtido de sashimi, plato de distintos tipos de pescado, acompañados por salsa de soja y wasabi, que es un tipo de picante; un bol de arroz integral; una naranja; una taza de té verde.

Artículos Relacionados

Leave a Comment